Conforme a la Ley Europea sobre cookies, se han eliminado los widgets de terceras entidades que podían recabar, sin saberlo, información de los visitantes de este blog. Si alguien detecta uno, ruego que me lo haga saber para eliminarlo.

Gracias por vuestra visita y por vuestra ayuda.

30 enero 2011

35 - ¿FIN DEL MUNDO?

SE LO DEDICO A UN AMIGO QUE CUMPLE UNOS CUANTOS AÑOS.

Hace tiempo que oigo este año, 2012. En películas, en artículos, en noticias, en cine y televisión. Parece como si todo el mundo tuviera ganas de que la Humanidad acabase en ese año. No importa si para ello tenemos que echar mano de Nostradamus, y manipular sus profecías a nuestro antojo, o si nos basamos en el calendario maya, descubriendo que esos magníficos astrónomos tenían su propio razonamiento al respecto. El caso es que me da un poco de repelús. Sólo faltan 2 años y me da mieditis, porque a lo peor alguno de estos nefastos agoreros tiene razón.
La opción más técnica y más creíble, sigo siendo muy, pero que muy fan de las Teorías científicas, es que cada x tiempo, léase unos 400 años, el Sol, nuestra estrella de andar por casa, se perturba y provoca unas explosiones fuera de lo normal, que ya es bastante, que generan unos campos magnéticos de grandes amplitudes. Estos campos parece que afectan a la Tierra de forma muy significativa deformando el campo magnético de ésta y aniquilando la protección que este nos ofrece.
Teniendo en cuenta que todo lo que el primer mundo ha inventado en estos últimos años, móviles, GPS, TDT, satélites, radio..., es decir, comunicaciones inalámbricas de todo tipo, se sirve de las ondas que emiten y que reciben, y que si el campo magnético se alterase estas comunicaciones se verían alteradas a su vez, me entran sudores fríos al pensar el KAOS que esto significaría para esta humanidad, y saco de todo ello la conclusión de que no en uno o en dos o en pocos años, pero sí en una década, puede que nuestro sofisticado sistema de telecomunicaciones se venga abajo y tengamos que volver al tam-tam.
Lo juro, me entra tembleque de pensarlo.

23 enero 2011

33 - Placeres incuestionables

Entre las pequeñas cosas que me relajan y me sacan de la rutina diaria están quitar pelusas de la ropa, explotar bolitas de plástico y arrancar las etiquetas de los frascos. Hay un mundo en esto de la etiqueta. Por un lado, debes acabar el producto concreto y después mirar las opciones que tiene de reutilización del envase. Si el envase puede servir para algo, entonces hay que proceder a la retirada de la etiqueta comercial, ¡con la pasta que se ha gastado la fábrica para identificar sus productos!.
La retirada de la etiqueta depende de la misma y del pegamento que hayan usado para adherirla al frasco o botella correspondiente.

Las hay que se quitan con agua caliente: se pone el frasco en un recipiente con agua caliente y a la media hora se retira sin complicaciones.

Las hay que se quitan difícilmente: tiras de ellas y dejan un rastro que hay que eliminar con petróleo o con alcohol de quemar. Estas son muy latosas.
Las hay que se quitan tirando de ellas: estas son las mejores, tiras de una esquina y con un alarde de fuerza y destreza combinadas, consigues arrancarla y que no queden residuos en el bote de plástico, que es donde suelen estar.

La diversión está en estas últimas, y consiste en tirar poco a poco, mirando por donde sale mejor, oír el ruidillo que hace al arrancarse, y dejar peladito todo el bote. Como suelen ser etiquetas autopegables, la misma bola de etiqueta arrancada te sirve para arrancar los posibles restos que te quedan. ¡Es una maravilla! Cuando acabas te sientes pletórico, lleno de paz, en conjunción con el Universo y conforme con uno mismo. Casi es tan placentero como arrancar el esmalte de las uñas cuando se han dado por lo menos tres capas.

En casa casi todos nos dedicamos a este inmenso lujo, aunque algunos sólo arranquen las etiquetas de los yogures cuando se está viendo una interesante película y provoquen el KAOS auditivo más insoportable del Universo.

22 enero 2011

32 - SENZA FINE


UNA VERDADERA CANCIÓN DE AMOR



 En este video se ve al compositor de la canción Gino Paoli y a la que fué su inspiración para componerla Ornella Vanoni. Cuando se separaron Paoli intentó suicidarse de un tiro. La bala todavía está en su cuerpo como prueba de ese amor incorrupto, sólo hay que fijarse en como mira a Ornella para darse cuenta de que todavía está en su corazón.

¡QUÉ BELLEZA!

15 enero 2011

31 - ¿Explosión controlada?

Esto es una oda al inventor del plástico protector con bolitas de aire.
No hay nada que más enganche en el mundo, que se rían los productores de coca, que explotar esos pequeños globos de aire que recubren nuestros más delicados regalos y presentes.
Es empezar y no acabar. En las casas llega hasta a haber competiciones de quién es el que más explota en menos tiempo. Es una actividad en familia de esas que no quedan.
En cuanto llega algo envuelto en ese tipo de plástico se organiza la juerga padre, tijeras, para cortar los trozos iguales por eso de no hacer trampas, preparados, listos, ya. Y empieza el KAOS en su más usual acepción, todo el mundo se dedica a apretar sus dedos, no valen otras formas más sofisticadas como sentarse encima, apretar con el pie, retorcer todo el plástico al mismo tiempo...
Al primero que acaba se le envidia con esa admiración que se tiene a las cosas bien hechas. ¡Menudo campeón! ¡Con esas manazas! ¡Así cualquiera!.
Bueno, pues después nos reímos juntos y pasamos a seguir con nuestras actividades individuales anteriores, volvemos a más de la anodinas rutinas.
Espero que pronto llegue otra remesa. Este juego familiar llena parte de nuestras vidas como el ver cine juntos, pero más económico, rápido y agradecido.
¿Qué no lo habéis intentado nunca?, por favor, ya es hora de que os divirtáis de verdad.


07 enero 2011

30 - Una de misterio

DEDICADO A MI PILI QUE HOY ES SU CUMPLE.




PARA QUE NO SE QUEJE Y PORQUE ME DA LA GANA, TAMBIÉN LE ENVIO ESTE BONITO DIBUJITO EN MOVIMIENTO.



¡ANDA TONTA!




Y AQUÍ TIENES UN FINAL FELIZ, PARA QUE LO PONGAS EN TU VIDA EN EL MOMENTO QUE LO NECESITES.